viernes, 10 de mayo de 2013

Productos americanos llegados a Europa desde América:

La llegada de Cristóbal Colón supuso el comienzo de la conquista de América, cuya primera campaña fue la de Cuba, a la que siguió la del Imperio Mexica, la del Imperio Inca, etc..hasta su finalización definitiva tras los decretos de Felipe II de abolición de la conquista. A partir de aquí comenzará la llamada «colonización de América», abierta por holandeses, franceses, etc..cuya diferencia radica en el hecho de no establecerse por campañas, sino por factorías de interés comercial (contrario a la Monarquía hispánica, con deseos de crear otras Españas en todos los sentidos, tanto jurídicamente, administrativamente, etc.).


CHOCOLATE: El cacao es una fruta menor que las almendras y más gruesa, la cual, tostada, no tiene mal sabor. Esta es tan preciada entre los indios y aun entre los españoles, porque, como es fruta seca, se puede guardar sin dañarse largo tiempo. Sirve también de moneda, porque con cinco cacaos se compra una cosa, y con treinta otra, y con ciento otra, sin que haya contradicción, y usan dar de limosna estos cacaos a pobres que piden.

TABACO: El uso y consumo del tabaco fue descrito por primera vez durante el primer viaje de Colón. Ya desde su llegada a San Salvador, había observado a unos indígenas que llevaban unas hierbas que mascaban y que le ofrecían como cosa preciada; pero no fue hasta la llegada a Cuba cuando por primera vez vemos a los indios fumando tabaco. Nadie comprendía el placer que podía proporcionar aquel cartucho en esas épocas.

PATATA: Fue al principio una comida exclusiva de pobres. Arraigó tan fuertemente en Europa que en época de malas cosechas llegó a causar la gran emigración irlandesa a Estados Unidos. La tortilla de patatas, fue inventada, según la tradición por una cocinera carlista. En 1719, las primeras papas se sirvieron en la Casa Blanca.

ESPECIAS: Colón, en su primer viaje a América, descubrió ciertas especias. Poco se parecían a las asiáticas pero, sin embargo, este acertó a considerar algunas de ellas como objetos de comercio. Así, por ejemplo, el ají, "su pimienta". Se trata de la guindilla, tal vez la más importante de las especias encontradas en este viaje. Pero también en Haití los españoles descubrieron el pimiento. Junto a la guindilla y el pimiento, en estos días los europeos conocieron también el maíz, que Colón confundió en un primer momento con la cebada, los ajes y la yuca. Colón nunca vio tomates, ya que no se producía ni en el Caribe ni en las costas de tierra firme que conoció.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada